La petrolera, que acumula una caída anual del treinta por ciento, está siendo uno de los valores directores del mercado español más castigados. Entre los factores que están influyendo en la caída de la cotización podemos destacar: -El descenso del precio del petróleo, que no da tregua y a pesar de los puntuales rebotes sigue cotizando en zona de mínimos de los últimos años. -La adquisición de la compañía canadiense Talisman Energy, que una parte del mercado ha interpretado que se hizo a un precio superior al que se podría haber cerrado. -El hecho de que la compañía abandona hoy el índice de referencia Eurostoxx50. Aunque la decisión ya había sido anunciada hace días, el no seguir cumpliendo los requisitos para formar parte del mismo supone su exclusión del índice de referencia. Muchos gestores replican sus carteras a éste, por lo que la salida de una compañía en su composición suele llevar aparejada una presión bajista añadida por el hecho de que se producen ventas para dar cabida a las nuevas compañías incorporadas. Como contraposición a lo anterior, destacar que diferentes consejeros están realizando compras de títulos a nivel personal, lo cual es un síntoma de confianza hacia una compañía y que debería ser una práctica más extendida. A nivel técnico, nos encontramos con un gráfico que podría estar mostrando el cercano final de las caídas; se trata de un gráfico con velas semanales. Este comienza desde los altos de julio 2007 por encima de los 30 euros por acción. Los dos mínimos mostrados con sendos círculos situaban al valor en marzo 2009 en los 11,58 euros y en julio 2012 por debajo de los 11 euros, coincidentes con caídas en el precio del petróleo aunque ninguna hasta llegar a los niveles de cotización actuales del oro negro. La proyección mediante una línea de tendencia de los dos mínimos hacia el momento actual nos marca un posible punto de apoyo en la zona entre los 10,35-10,5 euros por acción, no muy lejano de los niveles de cotización actuales y desde donde el valor podría comenzar a cimentar la recuperación. A destacar que, si tomamos la distancia entre los dos mínimos anteriores comentados y la proyectamos en el tiempo, coincidiría con la primera parte del mes de octubre. Esto de por sí no es concluyente, pero se trata de un argumento más para reforzar la posibilidad de una recuperación de la cotización. En el siguiente gráfico, más en detalle, podemos observar cómo el RSI muestra una gran sobreventa que podría anticipar cuando menos un rebote en caso de llegar a la zona indicada anteriormente. Como siempre comentamos, como no necesariamente estamos en posesión de la razón sobre todo ante un contrincante tan poderoso como es el Mercado, es importante que tengamos un plan B; éste vendría obligado si no se respetan las zonas comentadas al cierre, por lo que habría que evaluar un nuevo escenario y ejecutar de forma irremisible nuestros stops de pérdidas. José Luis Herrera Analista de CMC Markets Síguenos en twitter @CMCMarketsSpain CMC Markets ofrece un servicio de sólo ejecución. El presente material (tanto si incluye opinión alguna como si no) se proporciona con fines exclusivamente informativos y no tiene en cuenta ninguna circunstancia personal u objetivo de inversión de ninguna persona en concreto. Nada de lo contenido en el presente material es o debe ser considerado como asesoramiento financiero, de inversión o cualquier otro tipo de asesoramiento.Ninguna opinión contenida en el presente material constituye una recomendación por parte de CMC o de su autor sobre una determinada inversión, operación o estrategia de inversión y por lo tanto no ha de ser considerada como tal (ni como adecuada para una persona concreta). En consecuencia, CMC Markets no se hace responsable de ninguna pérdida, daño o perjuicio ocasionado por la utilización de la presente información.