El 79% de las cuentas de inversores minoristas pierden dinero en la comercialización con CFDs con este proveedor. Debe considerar si comprende el funcionamiento de los CFD y si puede permitirse asumir un riesgo elevado de perder su dinero.

Analysis

Emociones y trading: no deje que las corazonadas influyan en sus operaciones

CMC Markets

Si alguna vez ha presenciado los primeros pasos de un trader en fase de aprendizaje  y le ha preguntado si cree que el precio de cotización va a subir o a bajar , quizás estaría más que dispuesto a expresar su opinión. Sin embargo, al preguntarle por la lógica en la que se sustenta su respuesta, es muy  probable que le hable  de intuición o corazonada.

Así que, ¿quién es más proclive a tomar decisiones de trading siguiendo corazonadas: los inversores más novatos o los más experimentados? Aunque no hay una única respuesta válida para esta pregunta, los traders e inversores experimentados se han ganado normalmente ese apelativo porque han sobrevivido a las pruebas y tribulaciones de la curva de aprendizaje del trading. Han cometido errores, han aprendido de ellos y entienden a la perfección una filosofía de trading o de inversión que aplican de forma rigurosa. 

Los traders experimentados saben que es importante seguir las normas que han establecido para su plan de trading, y aplican este enfoque con gran disciplina.

En cambio, los recién llegados al mercado pueden ser más proclives a seguir una corazonada. Conviene recordar que nunca debe subestimarse la fe de alguien en su propia suerte, sobre todo si el nuevo trader ha realizado antes algunas operaciones rentables. 

Sin embargo, los traders novatos no son los únicos que se creen dotados de una capacidad especial para predecir un cambio de dirección en los mercados. Es habitual encontrarse con personas que llevan varios años operando en los mercados y que afirman sentirse en cierto modo en sincronía con ellos. Es cierto que los traders más experimentados pueden empezar a sentir el «pulso» de la dinámica y los movimientos del mercado. 

Pero esto suele plasmarse en la elección del momento justo de una salida rentable, especialmente cuando la operación ya ha acumulado un beneficio considerable y el trader va reduciendo su inversión poco a poco. Nada tiene que ver con usar el instinto o una corazonada para justificar la apertura de una nueva operación cuando no hay ninguna situación de trading clara. 

No confíe en la suerte

Algunas personas —sobre todo las que tienen un fuerte ego— pueden desarrollar una profunda fe en su suerte. Pero la suerte no tiene cabida en una estrategia de trading profesional. 

Una de las peores cosas que le puede ocurrir a un nuevo trader es seguir una corazonada y que la operación se mueva a su favor y genere beneficios. Cuando esto ocurre, el trader puede tener una falsa sensación de confianza, puesto que ha logrado un resultado positivo sin seguir una estrategia predeterminada.

Si sigue operando conforme a su instinto y no elabora ni aplica una estrategia progresiva y repetible, es más que probable que se reduzcan sus posibilidades de realizar operaciones rentables a largo plazo.  

Otra posible consecuencia de basarse en el instinto es que el trader no utilice órdenes de stop loss, puesto que estará convencido de sus probabilidades de éxito. Estos traders podrían estar dispuestos a asumir lo que pueden considerar pérdidas a corto plazo para obtener una ganancia a largo plazo. Como consecuencia, podrían mantener en cartera posiciones generadoras de pérdidas mucho más tiempo que un trader experimentado. 

Los traders más experimentados suelen aplicar una estrategia definida y repetible. Se anula así la posibilidad de operar dejándose llevar por el instinto, con la consiguiente influencia de las emociones en la forma en que se ven los mercados en un día concreto. 

Sobre el trading suele decirse una obviedad: un trader debe adaptarse al mercado, no el mercado al trader.


CMC Markets es proveedor únicamente de servicios de ejecución. La información facilitada (independientemente de si declara alguna opinión) ha sido elaborada a efectos meramente informativos y no tiene en cuenta sus circunstancias u objetivos personales. Esta comunicación no constituye (ni debe interpretarse como que constituya) un asesoramiento en materia financiera, de inversión o de otra índole en el que fundamentar sus decisiones. Las opiniones versadas en esta comunicación no constituyen una recomendación por parte de CMC Markets o del autor de que una determinada inversión valor, operación o estrategia de inversión sea adecuada para una persona concreta.


CMC Markets ofrece un servicio de sólo ejecución. El presente material (tanto si incluye opinión alguna como si no) se proporciona con fines exclusivamente informativos y no tiene en cuenta ninguna circunstancia personal u objetivo de inversión de ninguna persona en concreto. Nada de lo contenido en el presente material es o debe ser considerado como asesoramiento financiero, de inversión o cualquier otro tipo de asesoramiento. Ninguna opinión contenida en el presente material constituye una recomendación por parte de CMC o de su autor sobre una determinada inversión, operación o estrategia de inversión y por lo tanto no ha de ser considerada como tal (ni como adecuada para una persona concreta). En consecuencia, CMC Markets no se hace responsable de ninguna pérdida, daño o perjuicio ocasionado por la utilización de la presente información.

Los CFD son instrumentos complejos y están asociados a un riesgo elevado de perder dinero rápidamente debido al apalancamiento. El 79% de las cuentas de inversores minoristas pierden dinero en la comercialización con CFDs con este proveedor. Debe considerar si comprende el funcionamiento de los CFDs y si puede permitirse asumir un riesgo elevado de perder su dinero.